eficiencia Tag

  Rodrigo Rueda, con más de 20 años de experiencia en el sector seguros se incorpora como Director Comercial en Cálculo (compañía del grupo Sapiens).     Sapiens International Corporation, (NASDAQ y TASE: SPNS), líder internacional en soluciones de software para el sector asegurador y presente en España a través de su filial Cálculo SA, anuncia hoy la incorporación a la compañía de Rodrigo Rueda, experto en el sector seguros, como Director Comercial. Rodrigo cuenta con más de 20 años de experiencia técnica y de gestión en el sector de seguro. Aprovechará su dilatada experiencia para encabezar las ventas de Sapiens en el mercado ibérico, ampliando la presencia de Sapiens en España y Portugal.   Rodrigo se incorpora a Sapiens con una trayectoria de éxito en la definición, construcción y venta de plataformas de seguros, así como en el mundo de la consultoría, lo que le ha permitido tener una visión general del negocio asegurador. Y es que “el seguro es una necesidad que todo el mundo quiere pero que nadie la encuentra como prioritaria, por tanto, debe estar embebida en el producto objetivo del cliente y en el servicio prestado”, afirma Rodrigo.   "Con la incorporación de Rodrigo damos un nuevo paso adelante en nuestra apuesta por el mercado ibérico, en el que estamos desarrollando nuestros productos y servicios locales e incorporando las soluciones y el know how de Sapiens internacional que mejor se adaptan a nuestra región", afirma Diogo Moraes, Country Manager de Sapiens para Iberia. "En Sapiens hemos contratado a un profesional de ventas experimentado con un gran conocimiento en la modernización de los procesos de seguros y los sistemas de información, así como en la aplicación de estrategias de digitalización. Estas habilidades serán cruciales para hacer crecer y mejorar nuestra oferta en la región de Iberia”, dice Rosa Barragán, directora de Offering & Marketing de Sapiens España.   Rodrigo se une en un momento de significativa expansión para Sapiens en el mercado ibérico. La compañía adquirió hace un año Cálculo, empresa española líder en tecnología para seguros.   "Sapiens es una compañía que cubre una necesidad de la industria aseguradora: vende tecnología desde el conocimiento del negocio. Creo que es la base de las relaciones para entender las necesidades reales de la industria”, afirma Rodrigo. “Poco a poco acompañaremos con nuestras soluciones a la industria a virar hacia un negocio más transversal, ayudando a encontrar nuevos nichos de negocio”.   Sapiens proporciona a las compañías soluciones de software de gestión integral de seguros de Vida y No Vida,  basadas en la nube, además de herramientas digitales que necesitan las compañías para seguir siendo competitivas y diferenciales en un mercado cada vez más innovador. Mediante asociaciones estratégicas junto con la contratación de las personas con mayor talento, Sapiens aumenta sus capacidades para ayudar a las aseguradoras a digitalizar eficazmente los modelos de negocio tradicionales y proporcionar a las aseguradoras del mercado ibérico las herramientas que necesitan para ofrecer el mejor servicio a sus clientes. Con el mercado ibérico identificado como un área preparada para un rápido crecimiento, las soluciones de Sapiens

  "El mayor peligro en tiempos de incertidumbre no es la incertidumbre en sí misma, sino actuar con un pensamiento de ayer"   - Peter F. Drucker     En el tsunami provocado por la COVID-19, las aseguradoras se han centrado en tres tácticas clave que les permite prepararse para lo que está por llegar: responder, recuperarse y prosperar. Los analistas informan que las pérdidas de ingresos mensuales por la interrupción de la actividad laboral podrían alcanzar los 203.000 millones de dólares.  Así, las aseguradoras que tienen una visión de futuro deben adaptarse rápidamente y tratar de detectar el lado positivo de la oportunidad.    La pandemia ha afectado significativamente a las aseguradoras en general, pero a las aseguradoras de No Vida en particular. Se ha creado una legislación que exige a las compañías de seguros cubrir las pérdidas por la interrupción de la actividad laboral debido a la pandemia, el cierre forzoso de negocios y los confinamientos obligatorios.    El panorama actual trae a la memoria la situación del sector asegurador tras el 11S, cuando algunas empresas pagaron más de un millón de dólares por la cobertura antiterrorismo. Esta vez, las compañías de seguros han reaccionado con rapidez, introduciendo una normativa centrada en las restricciones a las pandemias, los virus, la interrupción de las actividades comerciales/gastos extraordinarios, y el aumento de las franquicias y las retenciones. Sin embargo, ciertas tendencias pueden acelerarse a causa de la crisis:    Digitalización acelerada: El distanciamiento social ya ha impulsado un mayor uso de las tecnologías y los entornos digitales. Es probable que haya más empresas de nueva creación que sean digitales o nativas de la nube, lo que acelerará aún más las tecnologías emergentes. Es necesario mejorar las capacidades digitales para permitir la virtualización de los equipos de trabajo posterior a esta crisis para las aseguradoras y sus clientes.    Mayor virtualización de los equipos de trabajo: Muchas organizaciones ya se han adaptado a trabajar a distancia a través de canales virtuales de comunicación y colaboración, siendo poco probable que se revierta por completo. La COVID-19 también ha impulsado un mayor uso de diferentes modelos empresariales, como la telemedicina y los seguros basados en atención al usuario. La subcontratación y los acuerdos siguen utilizándose cada vez más debido a la adopción generalizada del trabajo en remoto y a la continua presión en para la reducción de costes.    Implicaciones del modelo de negocio: Se da una mayor atención a los gastos, ya que la adopción de lo digital pesa sobre los costes laborales de cada empleado. Las aseguradoras centran sus fuerzas en reducir el tiempo de lanzamiento de productos al mercado, tratando de aumentar la cuota de mercado superando a los competidores con mejores productos, coberturas y precios. Se centran en hacer eficientes los procesos y tecnologías de fondo para permitir agilidad en la gestión de siniestros y flexibilidad de resolución.    Mayor responsabilidad empresarial: La adopción de medidas orientadas a hacer lo correcto en el contexto de la COVID-19 no sólo se aprecia más, sino que también se está convirtiendo en una apuesta segura para los usuarios. El aumento de la actividad entre los consumidores y los empleados podría impulsar un mayor alineamiento con el objetivo de la compañía.    Aparición de nuevos ecosistemas: Es probable que la interrupción de la cadena de valor dé lugar a nuevas asociaciones, lo que puede hacer que las organizaciones inviertan más en el desarrollo de la agilidad para colaborar entre distintos sectores.    Aunque el seguro es un mercado basado en productos básicos, todavía depende de las relaciones humanas cuando se trata de desarrollar programas de seguros de no vida y seguros a largo plazo. Las aseguradoras deben ser ágiles y estar preparadas para nuevos enfoques de garantías, productos y perfiles de riesgo en todas las áreas comerciales. Examinemos algunas de las áreas de negocios que han sido impactadas por la pandemia donde las aseguradoras han

Este artículo está dividido en dos partes, en la primera, se definen escenarios de aplicación de esta tecnología y que valor aportan a las Compañías Aseguradoras. En la segunda parte se hablará de como afrontar estos proyectos, que tecnologías son necesarias en cada caso y como con una buena metodología se pueden obtener buenos resultados en muy poco tiempo. Parte I – Definición de escenarios A medida que la tecnología se va sofisticando, los asistentes virtuales y los chatbots van ampliado su alcance y ofrecen un mayor servicio a la industria de los seguros. En el contexto actual, donde el confinaminamiento provocado por la crisis del COVID-19 ha provocado la deslocalización de las áreas de Atención al Cliente y los Equipos de Operaciones han tenido que adaptar sus procesos al nuevo contexto que vivimos, estas plataformas de agentes inteligentes vienen a mejorar la eficiencia y la adaptabilidad en los procesos que gobiernan dos relaciones clave para las Compañías de Seguros. Estan relaciones son B2C(Compañía y Clientes) y B2B (Compañía y Mediación). Sin tener como objetivo el sustituir la relación personal con los clientes, o con la red de mediación que comercializa los productos de las compañías, estas plataformas ayudan a tratar aquellos escenarios recurrentes que consumen un elevado número de recursos y cuya gestión aún aportando valor a la compañía no justifica la inversión, y  además ofrecen valores añadidos:   a. Disponibilidad 24x7 con un tratamiento inmediato de la necesidad del cliente y siempre teniendo la posibilidad de derivar la gestión a una persona que intervenga en el caso, en función de la complejidad de la acción a resolver. No se trata de resolver siempre ‘digitalmente’ la gestion, puede ser una solución mixta. b. Posibilidad de medir y trazar la situación. Si asociamos al agente inteligente un modulo de medida del estado del ánimo del interlocutor o grado de frustación, se puedan tomar decisiones sobre como tratar los casos en tiempo real, pudiendo bifurcar la resolución a un operador personal para dar la respuesta adecuada en esa situación de frustación. c. Ser capaces de focalizar a los equipos de trabajo en aquello en lo que realmente aportan valor a la compañía, y solo derivarles aquellas gestiones en los que sea necesario su intervención. Hablemos de casos reales. El tomador de un seguro de vida, hablando con su familia, después de una larga tarde confinada y ante un momento delicado de liquidez, quiere conocer el valor de rescate de su póliza. ¿Por qué no puede utilizar su dispositivo de voz (Alexa, Google Home, …) para interactuar con su compañía y obtener esa información en ese mismo momento? … Se establece una necesidad por parte cliente, sencilla de resolver inmediatamente por la Companía, y que genera  valor para ambos (win-win). El cliente, obtiene una respuesta inmediata a una consulta que quiere hacer, recibiendo una sensación de cercanía de su Compañía que le da cobertura todos los días y a cualquier hora. Para la Compañía significa responder a la demanda de un cliente, sin necesidad de disponer de una persona asignada